30 de noviembre de 2010

SENFIELD HACE ESCUELA.

Siempre consideré que la mejor serie de comedia que vi en mi vida, al menos hasta ahora, fue Senfield (dejo de lado a Los Simpsons por ser una serie animada). Ese programa, que se emitió entre los años 1989 y 1998, es insuperable no solo por su originalidad o sus personajes sino sencillamente porque era muy divertido.

Si bien en la primera temporada le costó afianzarse, tal vez por ser difícil catalogar a una serie que habla “sobre nada”, fue cuestión de tiempo para que el publico masivo descubriera la genialidad del producto creado por Larry David y Jerry Senfield, compuesto por geniales personajes como el mismo Jerry mas Kramer, George, Elaine. A ellos se les suman un montón de personajes secundarios realmente muy graciosos como los padres de George, Newman y las distintas parejas de los protagonistas que fueron desfilando a lo largo de nueve años de programa.

Con Senfield me suele suceder algo similar que con Los Simpons: a cada situación cotidiana que me toca vivir, siempre la encuentro reflejada en algún capítulo de alguna de esas dos series. Tal vez ello explique lo que se informa acá; puesto que según parece algunos de los capítulos clásicos de la serie pueden ser utilizados en la enseñanza de la economía según sugiere éste sitio.

He aquí algunos ejemplos.

“The baby shower”
En éste capítulo Jerry analiza el costo-beneficio de colgarse del cable. El dilema esta calcado del esquema imaginado por el Nobel Gary Becker a principios de los años 70, cuando creo la “economía del crimen”. Al final decide colgarse para ver un partido de los Mets.

video



“The bottle deposit”
El cartero Newman planea junto con Kramer una estrategia para “arbitrar” botellas desde Nueva York, donde se cobra un depósito de cinco centavos de dólar a Michigan que cobra diez centavos. Este capítulo permite ver ejemplos de “costos fijos” y “costos variables”.





“The Calzone”
George compra un calzone en el mostrador y cuando va a dejar un dólar de propina, el vendedor se da vuelta. George se lamenta porque no obtiene el crédito de agradecimiento. Un caso de altruismo imperfecto, útil en la economía del comportamiento.

video



“The Chinese restaurant”
Todo el capítulo transcurre con los cuatro personajes esperando a que les asignen una mesa y pueden verse reflejados varios conceptos económicos desde los “costos de oportunidad” cuando Jerry discute cuánto está dispuesto a pagar para sentarse antes o la “eficiencia” cuando Elaine se queja porque los turnos no deberían asignarse por orden de llegada sino priorizando a los comensales que tienen mas hambre.

video


“The chicken roaster”
Kramer sufre una “externalidad negativa”: un nuevo local de venta de pollo rostizado coloca un cartel de neón rojo justo frente a su ventana y no lo deja dormir. Finalmente logra que le den pollo gratis.





“The soup nazi”
La sopa mas deliciosa de Nueva York la prepara un cocinero malhumorado que maltrata a sus clients. Cuando se niega a venderle a Elaine, ésta piensa en alternativas para romper el monopolio de la sopa rica. Al final el sopero nazi se termino mudando a la Argentina jajaja.

 

video







11 de noviembre de 2010

CORRUPTUS IN EXTREMIS


El pueblo santafesino de Hughes esta que arde puesto que su intendente del PJ Daniel Sciamaro (cuya estampa de estadista puede vislumbrarse en la foto precedente), que durante la campaña se presentó como un tipo honesto, probo, capaz, sensible a las necesidades de su pueblo, que recorría las calles besando villeros y viejas con ruleros y que se presentaba como una opción joven y fresca para dejar atrás a la “vieja política”, debió renunciar a su cargo luego de varias denuncias que lo acusaban de haberse gastado en el casino la plata correspondiente al sueldo de los empleados municipales de dicho distrito, de lo cual se informa acá. De hecho, los empleados públicos de Hughes hace dos meses que no cobran y sobreviven gracias a los nutrientes que obtienen de la ingesta de tinta para sellos.

Una vez mas la realidad supera a la ficción.
Lo curioso del caso (como si lo mencionado hasta ahora no fuera lo suficientemente increíble) es que luego de presentar su dimisión, el ahora ex intendente declaró que en realidad fue “obligado a firmar su renuncia”.
No aclara el nombrado quien o quienes fueron los que lo obligaron a tomar tan difícil decisión, aunque no cuesta mucho imaginarse a una turba iracunda y hambreada golpeando las puertas de su oficina con antorchas en la mano, gritando los epítetos más groseros, escupiendo espuma verde por la boca y amenazando con colgarlo de las pelotas en la plaza principal.


Aparentemente el plan del malogrado intendente comunal era llevarse el sueldo de todos los empleados, jugarlo a la ruleta aplicando un “sistema infalible” para ganar (sistemas infalibles que son perfectos salvo cuando uno intenta ponerlos en práctica) para luego quedarse con toda la papona, menos lo que deba “redistribuirle” a los impacientes empleados.
En su defensa este paradigma del buen administrador denunció a los partidos opositores de haber adulterado la ruleta para que la bolita siempre caiga en cero, con la finalidad golpista de desestabilizar su gobierno y “hacerle el juego a la derecha”.

Horas aciagas se viven en Hughes.

3 de noviembre de 2010

UN PLAYMOBIL SUBVERSIVO.



Uno de los pocos juguetes de antaño que esta dando buena batalla por sobrevivir frente a los juegos de video, computadoras y demás entretenimientos modernos, es sin duda el Playmobil, aquélla colección de muñequitos de origen alemán.
Tal vez sea porque es uno de los pocos juguetes, al menos de los que quedan, que incentivan la imaginación de los niños. Si los miran bien verán que son muñecos algo rígidos, con pocas articulaciones y que a simple vista no parecen llamar mucho la atención.
Posiblemente su éxito radique precisamente allí, en la simpleza de sus formas, lo que le da libertad al niño de crear un mundo alrededor de él, jugar durante horas y no aburrirse nunca. Además los muñequitos siempre están sonriendo aún aquellos que representan una situación poco feliz como un herido o una batalla.
Cuando era chico yo tenía un set de playmobil en el que los muñequitos eras esquiadores, el cual fue por muchos años mi juguete favorito.



Pero recientemente se ha presentado una situación por demás curiosa puesto que ha salido una nueva colección de dicho juguete ambientada en la época medieval en la cual los muñequitos y accesorios han generado un gran alboroto el Bélgica.

¿Por que tanto lío?

Entre las regiones en las que se divide Bélgica las dos principales son la Región de Flandes integrada por la comunidad Flamenca cuyo idioma es el neerlandes y la región de Valonia integrada por la comunidad de los valones, en la que se habla francés, idioma tradicional de la nobleza y la burguesía. La primera surge como más prospera.
Esta distinción cultural ha generado desde siempre conflictos políticos y culturales entre las dos regiones, con recurrentes planteos de autonomía por parte de la Región de Flandes que se fueron acrecentando luego de la segunda guerra mundial, sumado a una notable crisis de identidad. Bélgica es actualmente un país partido en dos.


Si Bélgica aún no se ha quebrado es básicamente porque ninguna de las partes quiere renunciar a Bruselas, única región bilingüe y capital del país.En este cuadro de situación emerge la figura de un tal Bart de Weber, quien se ha erigido como la figura mas representativa de las pretensiones emancipadoras de Flandes y que por supuesto es odiado y temido por los valones.

Volviendo al tema de ésta nueva colección de playmobil, el despiole se armó porque, aquél León de Flandes cuya imagen aparece en los muñequitos y accesorios, no es la versión “federal” aceptada constitucionalmente y que puede verse en el escudo de Bélgica, sino que por el contrario, se asemeja más a la versión separatista que representa a los flamencos que pugnan por su emancipación. La diferencia radica en que, en éste último caso, el león no escupe fuego.



¿Quien hubiera pensado que un juguete tan inocente como el playmobil se iba a ver envuelto en una disputa ideológica y política de un país fracturado?
Desde la empresa fabricante se apuraron en aclarar que fue involuntario y que no buscaron herir susceptibilidades.
Me imagino una nueva colección de playmobil con muñequitos representando una protesta y llevando banderitas con la leyenda “Flandes o muerte”, “hasta la victoria Flandes” o “valon no tenes aguante” o la representación de una batalla entre las dos facciones en pleno centro de una bombardeada Bruselas.

Por supuesto, siempre manteniendo una carita feliz.

2 de noviembre de 2010

LOS PELIGROS DEL TATUAJE

La historia de éste hombre es bastante singular y nos permite comprobar una vez mas, que el ser humano pese a sus intentos por ser racional y pensante, suele caer con facilidad en pasiones que lo llevan a cometer los actos más atávicos. Por eso siempre se recomienda que en reuniones sociales nunca hay que hablar de religión, política y fútbol, básicamente porque en el fondo somos unos salvajes que rápidamente nos dejamos llevar por el calor de una disputa.

Se trata pues de un buen señor de Ipswich, Inglaterra, que tenía muchas ganas de hacerse un tatuaje o “tatoo” en su espalda y luego de mucho meditarlo, oscilando entre distintas opciones que iban entre un dragón que escupía fuego y un pequeño pony de color rosa, finalmente se decidió por un dibujo que representa el yin y el yan (tatuaje bastante maraca por cierto, para eso hubiera sido preferible el pequeño pony).
Acto seguido se dirigió hacia la casa de su tatuador amigo y tras explicarle las características del tatuaje que pretendía, se recostó en una camilla para que aquél pudiera comenzar la dolorosa faena.
Así se hizo hasta que en un momento, tatuador y tatuado, comenzaron a discutir en punto al diseño del dibujo, puesto que el primero consideraba que el pez blanco iba arriba del pez negro mientras que el segundo sostenía lo contrario.


¿Así?

¿O así?

Lo que originalmente comenzó como un mero intercambio de ideas, fue degenerando luego en una discusión cada vez más acalorada que puso a prueba la clásica compostura inglesa.
No obstante éste percance, el tatuador continuó con su labor, supuestamente siguiendo las indicaciones de su cliente y este por su parte, recostado en la camilla, comenzó a sentir sobre su espalda la delicada caricia de la aguja de la máquina tatuadora que suavemente le taladraba la epidermis al tiempo que rellenaba las ruinosa piel con tinta. Si bien en un principio todo parecía desarrollarse con normalidad, puesto que el tatuado sentía sobre su piel como el tatuador dibujaba figuras circulares, lo cual juega claramente con el diseño del yin-yan, le llamó poderosamente la atención que en un momento determinado el artista comenzó a dibujar lineas rectas y paralelas de aproximadamente 15,74 pulgadas (porque los ingleses, porfiados como son, se niegan a adoptar el sistema métrico). Pese a resultarle curioso los extraños trazos que dibujaba el tatuador, el tatuado no hizo mayor comentario dejando que el primero termine con el trabajo encargado.

Mas tarde el tatuado regresó a su casa y encaró a su novia diciéndole (en perfecto inglés por supuesto): -“Mi amor, tengo una sorpresa para darte, me hice un tatuaje en la espalda que representa todo lo que siento por vos, tu me complementas, eres el amor de mi vida y quiero que estemos juntos para siempre”- (y todas esas giladas que les decimos a las mujeres) para luego quitarse la camisa dejando al descubierto su recién tatuada espalda y decirle: - “¡Esta es para vos!”-.
Pero para sorpresa del nombrado, la reacción de su atónita novia no fue tan favorable como imaginaba ya que solo recibió gritos, insultos y objetos contundentes voladores.

Sin comprender lo que estaba sucediendo, el tatuado fue corriendo a pararse frente a un espejo (cosa que inexplicablemente no había hecho hasta ese momento) pudiendo comprobar horrorizado, que en vez de los dos peces que simbolizaban el yin y el yan tenía tatuada en la espalda una tremenda poron...(beeeeep)...ga y debajo una leyenda que decía “GO FUCK YOURSELF!!!”
Actualmente el tatuado se encuentra demandando al tatuador por daños y perjuicios, lo que incluye también hacerse cargo del costoso tratamiento de remoción del tatuaje.



En lo personal nunca me gustaron los tatuajes.
En primer lugar porque la mayoría roza el pésimo gusto (como en la foto precedente) y en segundo porque nada me garantiza que, aquél tatuaje que hoy me gusta lo odiaré dentro de veinte o treinta años (a propósito, me causa mucha risa los salames que se tatúan el nombre de la novia).
Ademas es doloroso y proclive a las infecciones ya que el procedimiento de tatuado se basa simplemente en herir la piel al tiempo que se inyecta tinta.
También la remoción de un tatuaje mediante el empleo de una técnica con laser es algo tortuoso, tanto para la piel como para el bolsillo.
Por eso me opongo fervientemente a los tatuajes.


 
No obstante las severas objeciones que planteo a la costumbre de tatuarse la piel, la presente imagen sirve para demostrar que en definitiva, todo es opinable, no hay verdades absolutas y depende fundamentalmente del cristal con que se mire.
 
 
(*) Consulté a la gente de Google y me señalaron lo inconveniente de escribir la palabra “poronga” en un blog por eso fue debidamente censurada.

1 de noviembre de 2010

APOSTILLAS 1

* Cumplido el primer mes de éste blog, la etiqueta más utilizada es "gente estúpida". Es curioso el rumbo que tomo ésta página que nació sin un perfil definido y es preocupante que el mundo este lleno de estúpidos.

* El amigo de Macao nunca más pasó por aquí, lo que demuestra el fracaso total del intento de éste blog por conquistar el mercado asiático.

* Las notas mas vistas fueron la de los vampiros chupasangre (lo cual es una redundancia) y la del flaco que se murió por mandarse un litro de vodka en cuatro segundos lo que demostraría que este blog cada día se parece mas a Crónica t.v. (eso es malo).



Veremos como sigue esto

29 de octubre de 2010

EL FALLECIMIENTO DE UN GRAN ESTADISTA.

Cuando fallece un personaje público que despertó grandes amores y odios por igual el mundo se conmociona, muchos se emocionan, sufren, se angustian, lloran y sobrellevan el duelo como pueden. Hasta los más feroces enemigos guardan respetuoso silencio ante el dolor de aquéllos que querían al occiso y son pocos los que se alegran por su deceso (al menos los que se animan a exteriorizar su alegría).

Sin embargo los seres humanos tenemos cierto grado de morbo que aflora especialmente cuando se trata de una muerte. Tenemos que ver el cuerpo. Ir al velatorio y ver el cuerpo (al menos que hubiera sufrido una muerte violenta), o mirarlo por t.v. si se trata de alguien famoso.
Porque si no lo hacemos, especialmente cuando se trata de una figura pública, comienzan las especulaciones, muchas de ellas rozando el ridículo, la mayoría de las veces alimentadas por los medios de comunicación.
Reconozcamos que el común de la gente, en general, es muy susceptible a las teorías conspirativas básicamente porque las películas y series de Hollywood han hecho estragos es varias generaciones.

Eso es lo que se esta viviendo por estos días. Falleció una personalidad que en los últimos tiempos tuvo mucha repercusión a nivel mundial, que significó mucho para mucha gente a la cual benefició y que en igual medida despertó el odio visceral de muchas otras personas a las cuales perjudicó.
No vamos aquí a juzgar su obra, eso queda reservado a Dios y la historia, pero no hay dudas de que se trató de un verdadero estadista.

Sin embargo, al no haberse publicado ninguna imagen de los restos, ya comienzan a tejerse ideas tan descabelladas como sostener que en realidad no se murió o que fue asesinado, entre otras más locas como decir que esta en una isla con Yabrán.

Para despejar todo tipo de dudas este blog, en exclusiva para el mundo entero, publica a continuación el registro fotográfico que demuestra, sin lugar a dudas, el fallecimiento de... el Pulpo Paul.









 



La fosa común en la que descansan los restos del Pulpo Paul.


26 de octubre de 2010

MUJER CONDUJO DIEZ MESES CON UN CADAVER EN EL BAÚL DEL AUTO.

Antes de empezar con la nota de hoy quiero hacer una aclaración muy importante, más que nada por mi propia seguridad, porque si algo me enseñaron los buenos de Mulder y Scully es que al F.B.I. no se le escapa nada.

Mi temor radica principalmente en que, habiendo recolectado en la web información que me ayude a comprender un poco mejor lo que hizo esta desdichada mujer como así también que fue lo que en rigor tendría que haber hecho (según el “Manual del Buen Mafioso”), utilicé en mi búsqueda a través de Google las siguientes combinaciones de palabras: “como deshacerse de un cuerpo”, “trozar cuerpos”, “cuerpo vaúl auto” (error de tipeo incluido), “cuerpo baúl auto” (error de tipeo subsanado), “neutralizar olor cadáver”, “trozar cuerpo”, “cuchillos japoneses”, “como hacer un estofado”, “Fargo”, “Tomates Verdes Fritos”, “Hannibal”, entre otras de similar tenor. Temeroso de que alguien en Google haya detectado esto, sospeche que estoy tramando alguna fechoría y me denuncie ante las autoridades, quiero públicamente hacer las siguientes aclaraciones:

1) No. No soy un burro. “vaúl” fue solo un error de tipeo.

2) No fue mi intención buscar páginas piratas donde descargar ilegalmente las películas “Fargo”, “Tomates Verdes Fritos” ni “Hannibal”.

3) Jamás maté a nadie, lo corte en pedacitos y lo tiré a los chanchos, ni volvería a hacerlo.

Hechas las aclaraciones de rigor pasemos a la increíble historia de ésta mujer de Costa Mesa, California, EE.UU.

Pues bien según su relato (*) la nombrada alega haber conocido a una mujer indigente en un parque y como le dio lástima le permitió dormir en su auto. Pero a la mañana siguiente cuando la fue a buscar, noto horrorizada que la menesterosa había pasado a mejor vida.
Ante esa situación no resulta difícil imaginar que fue lo primero que se cruzó por su cabeza (“pero si seré boluda!!!! ¿Quién carajos me manda a mi a….”) . Pero una vez repuesta del susto inicial, que seamos justos en reconocerle que habrá sido bastante grande, se plantearon frente a ella tres soluciones a su problema.

Lo que haría un hombre sensato: tirar Lisoform y avisar rápidamente a las autoridades

Lo que haría un hombre arriesgado: tirar Lisoform y deshacerse del cuerpo de manera tal que nadie lo encuentre. Aquí no ha pasado nada.

Lo que haría una mujer: tirar perfume y ocultar el cuerpo en el baúl.

El baúl de un automóvil no solo puede servir de ataúd. También puede emplearse como cuna con el beneficio adicional del aislamiento sonoro de los berrinches..

Así pasaron nada menos que diez meses en los cuales la protagonista uso el auto sin remordimiento alguno, siguiendo con su vida normalmente, mientras que la occisa yacía junto a la rueda de auxilio y la llave cruz hacía de improvisada lápida. Cada tanto prendía una velita en el capot, ataba un ramo de flores en la antena y se arrodillaba a rezar al lado del vehículo (para deleite de sus vecinos). Según alega, tenia miedo de avisar a la policía y ser acusada por la muerte de la mujer, pero por lo visto tampoco tenia mucha idea de que hacer en una situación así.
Pero un buen día dejó el auto mal estacionado por lo que un vecino llamó a la policía. Al llegar al lugar el perspicaz sargento Edward Everett noto dos cosas que le llamaron poderosamente la atención: había mal olor y una pata sobresalía por la ventana. Finalmente al abrir el auto encontró los restos de la finada que a esta altura parecía el presentador de la serie “Tales From the Crypt” por lo que luego localizó y detuvo a la propietaria del rodado para que brinde las explicaciones del caso (las cuales en lo personal no me convencen en lo mínimo).


Me vienen a la mente varias películas que recuerdo haber visto y en las cuales se planteaba el problema de tener que deshacerse de un cuerpo. En los filmes de mafiosos suele resolverse arrojando el cuerpo al río, pero eso no parece ser muy efectivo porque tarde o temprano éste aparece flotando por ahí (al menos que pongan las patas en un balde con cemento para que se vaya derechito al fondo). No me quiero imaginar las cosas que encontraríamos en el Riachuelo de Bs. As. si exploráramos su fondo.
Así que por lo visto lo mas efectivo sería destruir el cuerpo para que no quede absolutamente ningún rastro de él, como en “Tomates Verdes Fritos” que optó por una salida gourmet o en “Fargo” cuya solución es un poco mas práctica. Si nunca vieron “Fargo” no miren el siguiente video porque les arruinaría el final (miren esa peli que es genial).

Una buena opción la dan en la película “Snatch: Cerdos y Diamantes”: Deshacerse de un cuerpo entero siempre da problemas. La mejor forma de llevar un cuerpo es… cortarlo en seis trozos y unirlos. Luego hay que deshacerse de los trozos, porque en el congelador los descubriría vuestra mamá. Después, lo mejor es dárselos a los cerdos, Los dejas ayunar unos días así los trozos le sabrán a gloria. Hay que quitarle el pelo y los dientes, así lo digerirán mejor. Se puede hacer después, claro. Pero no creo que querais ensuciaros de la mierda del cerdo, ¿no? Los huesos se los comen como mantequilla, se necesitan 16 cerdos para hacerlo de una vez, así que ten cuidado con quien tenga una granja de cerdos se cepilla un cuerpo de 90 kilos… en 8 min. O sea, un cerdo… puede consumir un kilo de carne cruda cada minuto. de ahí la expresión “hambriento como un cerdo”.

Pero mas allá de todo, la opción mas sensata es avisar a las autoridades y por sobre todas las cosas, nunca permitir que alguien duerma en nuestro auto.

 
 
(*) Aclaro que todo lo aquí dicho es en base al relato de la dueña del vehículo. Lo cierto es que la investigación actualmente esta en curso y resultan evidentes los puntos oscuros que brinda la versión de aquella. No sea cosa que en breve se descubra que la mina en realidad es una homicida.

22 de octubre de 2010

EL INCREIBLE CASO DE SEALAND


Escudo de Sealand

Para poder entender la situación de Sealand (en esta entrada efectuada respondiendo a pedido expreso de nuestra primera seguidora Doña Caty) resulta menester aclarar algunas cuestiones desde la óptica del derecho internacional público, particularmente en punto al nacimiento y reconocimiento de personalidad jurídica de un Estado, como así también los elementos que lo componen (en esta primera parte vamos hablar en serio, con conceptos precisos, ya habrá tiempo para el divague cuando me ocupe puntualmente de Sealand).

En primer lugar un Estado, en tanto sujeto de derecho internacional, debe contener tres elementos indispensables: un territorio, una población establecida en él y una autoridad rectora. A esto hay que sumar que debe ser independiente, puesto que si su soberanía es limitada o inexistente no será considerado como sujeto de derecho internacional.

Son varias las formas en las cuales un Estado puede nacer, mutar o morir.
Puede nacer por la fusión de varios Estados en uno solo (U.R.S.S.), por división o fraccionamiento de un Estado en varios (República Checa y Eslovaquia), o por fundación directa en un territorio res nullius (Transvaal, Orange, Liberia). Puede mutar a causa de alguna alteración en sus elementos constitutivos (gobierno de facto, aumento o disminución del territorio). Finalmente puede extinguirse por anexión total a otro Estado o por fraccionamiento en varios estados (Yugoeslavia).

Ahora debemos detenernos en un punto por demás sensible: el reconocimiento de un Estado.
Nótese que entre los tres elementos que componen un Estado (territorio, población y gobierno) no se hace mención al reconocimiento de los demás Estados que forman parte de la comunidad internacional. Ello se debe a que la existencia de un Estado es una situación de hecho desde el momento de su nacimiento y desde que lucha por defenderse, independientemente de que los demás Estados lo reconozcan expresa o tácitamente lo cual, no obstante, resulta indispensable para su progresiva inclusión en el plano internacional.
El reconocimiento es un acto unilateral mediante el cual un Estado admite que otro Estado posee personalidad jurídica y en consecuencia, en lo que a él concierne, reconocerá los actos legislativos, ejecutivos o judiciales del Estado reconocido con el carácter de “actos oficiales”. Pero éste acto unilateral de reconocimiento puede generar serias consecuencias políticas si se realiza precipitadamente, particularmente en los casos en que el nuevo Estado haya nacido como producto de una secesión realizada por la fuerza (Inglaterra consideró como acto de guerra el reconocimiento efectuado por Francia a favor del recién nacido Estados Unidos en 1778).
Para explicarlo con un ejemplo claro supongamos por un momento que los estados de Nevada y Oregón toman las armas, se organizan internamente y con el apoyo de sus pobladores anuncian su separación de EE.UU. y la fundación de un nuevo Estado llamado “Nevagón” (lindo nombre se me ocurrió ¿no?). Por supuesto que EE.UU. en tanto superpotencia económica y militar, no se va a quedar con los brazos cruzados e inicia una campaña para recuperar el territorio perdido, por la fuerza si es necesario. Pero hete aquí que en el interín va el canciller argentino y entrega en la ONU un documento mediante el cual Argentina reconoce la existencia de Nevagón como Estado independiente y sujeto de derecho internacional ¿Se imaginan las consecuencias que dicho acto puede llegar a tener para nuestro país?
Lógicamente de todos los reconocimientos posibles que se puedan efectuar sobre el nuevo Estado nacido como producto de una secesión violenta, el más importante de todos es el que pudiera provenir el propio Estado desmembrado (lo cual además operaría como un disparador para el sucesivo reconocimiento de los demás Estados que ya no temerían represalias), aunque ello no ocurre de la noche a la mañana. Recordemos por ejemplo que España recién reconoció a la Argentina en el año 1863.

También debemos mencionar otra particularidad a tener en cuenta luego cuando tratemos el caso de Sealand. La forma del reconocimiento puede ser expresa o tácita. La primera es cuando se efectúa mediante una declaración oficial (con efecto declarativo), como en ejemplo que acabo de dar; mientras que la segunda proviene del hecho de concertar con el nuevo Estado un tratado o establecer relaciones diplomáticas.

Va de suyo que el nuevo estado debe ser soberano, entendiéndose esto como la capacidad de ejercer el poder público dentro de su territorio con exclusión del poder de cualquier otro Estado (al menos en principio).
Tenemos también distintos tipos de estados. Puede estar organizado como una “Confederación”, como fue Estados Unidos entre los años 1776 a 1787, en la que cada Estado integrante conserva su personalidad jurídica internacional; como un “Estado Federal”, como en el caso de Argentina que esta dividida en provincias que conservan soberanía interior y los atributos no delegados al poder central; y finalmente el “Estado Monárquico” bajo un soberano común (Holanda y Luxemburgo 1815/1890, Suecia y Noruega1815/1905, Dinamarca e Islandia 1918/1944).

A ésta altura del relato usted, que es un tipo muy perspicaz, estará levantando el dedito listo para espetarme: “¿Y la Santa Sede que onda? Porque evidentemente no cumple con ciertos requisitos de los que usted mencionó. Me parece que está mandando fruta”.
Bueno, cálmese y le explico.
La Santa Sede tuvo el dominio sobre los Estados Pontificios hasta el año 1870 cuando éstos pasaron al Reino de Italia (1861/1946). A partir de allí la Santa Sede dejó de ser un Estado en el sentido propio de la palabra, pero continuó siendo una institución universal de gran influencia religiosa y moral, por lo que se le siguió reconociendo al Papa cierto carácter de soberano, estatus reconocido por los demás países. Hoy en día su territorio se reduce a las 44 hectáreas de la Ciudad del Vaticano, mantiene su personalidad jurídica internacional al igual que los demás Estados, reconocida por la costumbre y los tratados. Sin embargo la Santa Sede es un Estado “sui generis” porque sus atribuciones son meramente políticas.

Otro tema que no puedo dejar de mencionar, porque roza muy de cerca a Sealand es el estatus de la Comunidad Británica de Naciones (si, ya se, la estoy haciendo muy larga, ya voy a llegar a Sealand, ténganme paciencia). Recordarán que el Imperio Británico tuvo colonias (y en muchos casos todavía las tiene) en todos los continentes de éste mundo: Canadá, Australia, Nueva Zelandia, Sudáfrica, India, etc. Las que acabo de nombrar consiguieron su personalidad jurídica en 1919 gracias a la colaboración que prestaron a Inglaterra en la Primera Guerra Mundial. Luego en 1926 la Conferencia Imperial efectuada en Londres las reconoció como “comunidades autónomas” dentro del Imperio, sin subordinaciones entre unas y otras, pero unidas a un vínculo común, el “Commonwealth”, que incluye además de las colonias ya mencionadas, a Irlanda del Norte, Barbados, Chipre, Ghana, Jamaica, Kenia, Nigeria y una bocha de países mas que no voy a nombrar porque no me da la gana (*). Todos ellos poseen personalidad jurídica internacional completamente independiente aunque sus habitantes siguen siendo súbditos británicos.

Podría seguir extendiéndome mucho más sobre el nacimiento, existencia y desaparición de los Estados como así también sobre los elementos que lo componen pero no es la idea de éste blog y además me estaría yendo mucho por las ramas, así que mejor pasemos al tema central.


LA HISTORIA DE SEALAND

Bandera de Sealand

Pues bien, como usted ya sabe, entre 1939 y 1945 hubo una guerra así como re grosa (de a poquito empezamos a derrapar y eso que venía bien, escribiendo con seriedad y todo) en el marco de la cual Inglaterra la estaba pasando bastante mal porque los nazis, además de estar tragándose a la Europa continental, habían empezado a bombardear Inglaterra. Los Ingleses entonces comenzaron a preparar su estrategia de defensa y a un tal Guy Maunsell se le ocurrió la buena idea de montar una serie de torres fortificadas sobre la entrada del Támesis, que tiene forma de estuario (parecido al Río de la Plata para que se dé una idea) con la finalidad de chiflar en caso de ver algún buque o avión enemigo, brindar cobertura de radar y también para asistir a los buques de la Royal Navy. Como puede verse en las imágenes, eran básicamente construcciones de hormigón con una plataforma y fueron bastante efectivas en su momento.





Pero finalmente la guerra terminó y esa serie de construcciones quedaron abandonadas a su suerte, básicamente porque los adelantos bélicos desarrollados en los años posteriores las hicieron completamente obsoletas. Algunas de ellas, en completo estado de abandono, colapsaron producto de las secuelas de los combates o por factores climáticos mientras que las que subsistieron fueron ocasionalmente ocupadas por loquitos con plata y tiempo libre que instalaron emisoras de radio piratas.

Uno de esos locos lindos que no tenían nada mejor que hacer fue Paddy Roy Battes ( “Padito” para los gomías) quien en 1967 “invadió” la plataforma llamada Roughs Tower, expulso a otros piratas que ya estaban instalados, se apropió de la misma, la rebautizó como Principado de Sealand y se auto atribuyó el título de Su Alteza Real Príncipe Rey de Sealand (todo en una misma tarde) para luego a la noche armar flor de partuza para festejar (lógicamente, sino ¿para que queres ser rey?).

Si bien el “territorio” no ocupa mas de 500 metros cuadrados y la población estable no es mayor a 10 personas, Su Alteza Real Príncipe Rey se las arregló para instaurar un sistema de gobierno (monarquía recontra absoluta), una moneda (el Patacón Sealanes), un himno nacional (“váyanse todos al demonio menos la cueva 32”), una bandera, un escudo, e incluso llegó a defender militarmente su territorio.
Este último suceso ocurrió en 1968 cuando el capitán de un buque de la Armada Real recibió éste comunicado de la Jefatura: “Che, fijate que parece que hay un negro villero que se armó un rancho en la Roughs Tower y le anda gritando obscenidades a las minas que pasan”. Pero al aproximarse a las coordenadas de la plataforma el capitán fue alertado por uno de sus dependientes de que “había un viejo borracho en calzones sosteniendo una botella de Whisky y disparando al buque desde la plataforma con un trabuco”. Cuando sus subalternos ya estaban apuntando todos los cañones contra la plataforma para volarla a la mierda “ipso facto”, el capitán desesperado para evitar otro caso de gatillo fácil, salió corriendo a la cubierta al grito de “JOUL IOUR FAIER!!! JOUL IOUR FAIER!!!!!!” y la cosa no pasó a mayores.

Pero esto desencadenó algo interesante, puesto que al año siguiente Michael Bates, hijo del Rey y por ende heredero al trono, fue enjuiciado en Inglaterra por dicho enfrentamiento ocasión en la cual el Tribunal interviniente resolvió que no tenía jurisdicción para entender en el caso puesto que el episodio ocurrió en aguas internacionales. Este pronunciamiento fue utilizado a partir de ese momento por su Alteza Real para argumentar que Inglaterra “tácitamente” había reconocido la soberanía de Sealand. Los ingleses por su parte, se apuraron para declarar al año siguiente, que esas aguas formaban parte integrante de su territorio.

El Rey con su traje real y el principe con su tremenda cara de salame.
-"Papi! Papi! me zevaz a pezcad?"-
Vale decir que tanto el Rey como su familia tienen ciudadanía inglesa y residen en dicho país, mas allá de los representantes (empleados obviamente) que dejan dentro de la plataforma como si fueran serenos cuidando una quinta en La Reja. También hay que señalar que en la actualidad Sealand esta a la venta porque el Rey esta muy mal de salud y aparentemente la familia real ya tiene los huevos un poco hinchados de las locuras del viejo y no tienen más ganas de seguir viajando a esa torre arruinada, inmunda, terriblemente embolante e incluso altamente peligrosa: hace un par de años atras sufrió un feroz incendio que casi la destruye.

Las monedas de Sealand. Abundan porque no hay bondis.

-"Viejo!!! Se me quemaron las tortas fritas!!! Llamá a los bomberos!!!"
Como corolario de toda la historia veamos si Sealand reúne los requisitos para ser reconocido como un Estado independiente.

¿Tiene territorio?
En principio parecería que si, que se trataría de una res nullius (cosa de nadie) ubicada en aguas internacionales y que fue objeto de apropiación por parte de un particular. Sin embargo no podemos olvidarnos que, en definitiva, la plataforma, asimilable a un buque, es una estructura de hormigón que esta hundida en un lecho que pertenece a Inglaterra por lo que no se admite que pudiera dar lugar a reclamación de soberanía alguna. Tener una plataforma es como tener un buque, su nacionalidad estará dada por su bandera. Recordemos a esas plataformas petroleras que se desplazan de un lado al otro (que fácil sería para cualquier país ampliar su soberanía marítima sembrando plataformas por todos lados).
En consecuencia si se entiende que no esta cumplido el requisito del territorio no sirve de mucho que analicemos los demás no obstante lo cual, por las dudas de que a alguno opine lo contrario, vamos a repasarlos.

¿Tiene población?
Si y no. En realidad no importa si son muchos o pocos sino que sean estables y por lo que vimos aparentemente no lo serían. Ya son dos requisitos sin cumplir.

¿Tiene gobierno?
En un primer golpe de vista podría decirse que si.
Sin embargo, si no tiene población ¿a quien gobierna?
Si no tiene territorio ¿donde ejerce su soberanía? 
Que Battes se auto proclame "Rey" no significa que efectivamente lo sea.
¿Fue reconocido por otros Estados como sujeto de derecho internacional?
No. Pero ya vimos que “Estado” es una situación de hecho y en modo alguno requiere para su existencia ser reconocido por los otros Estados (aunque sería lo más conveniente especialmente si pretende perdurar en el tiempo). No es acertado el argumento del reconocimiento efectuado tácitamente con el pronunciamiento de la Corte que ya mencioné porque en definitiva, el reconocimiento ya sea expreso o tácito, debe emanar del órgano ejecutivo puesto que es el representante internacional de un Estado y no de su poder judicial.

¿Defendió su territorio?
Aparentemente si aunque no he podido encontrar mucha información al respecto. Pero ya se estableció que no puede ser considerado “territorio” en el sentido que pretende darle su alteza real.

¿Por qué Inglaterra no toma una acción mas enérgica para terminar con la locura de Sealand de una buena vez?
Porque es al pedo. Podrían ir y detenerlos a todos, o derribar la plataforma de un cañonazo, pero ciertamente no sacaría absolutamente nada útil, se ganaría la antipatía de mucha gente y gastaría plata en balas de cañón que valen mas que toda la chatarra de Sealand. Además no representa amenaza alguna y en definitiva sus ocupantes son ciudadanos ingleses.

¿Sealand mantuvo alguna relación diplomática con otro país?
Terminantemente NO.

Así que, en mi humilde modo de ver, Sealand no es mas que el desvarío de un viejo loco que solo buscó obtener sus cinco minutos de fama y algún que otro negocito trucho (como la venta de pasaportes).
Es una aventura publicitaria y nada mas.




(*) Las Malvinas son argentinas malditos piratas hijos de puta!!!

20 de octubre de 2010

EL DR. BILARDO HACE ESCUELA.

La tristemente célebre jugarreta de Carlos Salvador Bilardo en el Mundial de Italia 90, parece haber encontrado nuevos adeptos en el fútbol peruano conforme lo informado acá entre otros medios.
Todos los que somos argentinos, varones y futboleros conocemos la famosa anécdota del partido contra Brasil, que fue creciendo como un rumor pero que finalmente fue reconocida por sus propios protagonistas. No obstante, en caso de que haya algún despistado les hago un pequeño resumen.

Corría el mundial de Italia 90 y la selección Argentina daba pena. No por ser argentino voy a dejar de reconocer que fue uno de los peores equipos que presentó la selección nacional, lleno de picapiedras, salvo honrosas excepciones, sumado a que los pocos jugadores de buen pie que había estaban en su ocaso o lesionados y para colmo de males Maradona en una pata. En las antípodas de Holanda de la década del 70, el equipo argentino era el antifutbol total, lo cual no le impidió (por gracia de los dioses del fútbol, por las manos de Goyco y por cierta mística que se forjó en esos años) llegar milagrosamente a la final de ese torneo. De yapa los “players” tenían que soportar el hostigamiento permanente de los tiffosis tanos (¡Ingratos! Pensar que en 1978 jugaron de local).



Ese mundial empezó mal, muuuy mal, con una inesperada derrota ante el ignoto equipo de Camerún. Si bien era pequeño, hay tres imágenes de ese partido que me quedaron grabadas: la primera el gol boludo que se come Pumpido, la segunda fue la tremenda patada que le metieron a Claudio Paul (el pájaro voló literalmente casi tan lejos como uno de los botines del agresor), y la tercera fue el grone de Camerún que fue expulsado como consecuencia de esa misma jugada (curiosamente el árbitro primero le saca la roja y después la amarilla), saliendo del campo de juego tirando besitos hacia los cuatro costados del estadio agradeciendo la ovación de los espectadores como si fuera un gladiador romano, mientras el médico del plantel desesperadamente le hacía R.C.P. a Caniggia.
Luego vino la victoria contra la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas, de la cual jamás podre olvidar la pierna de Pumpido sacudiéndose en el aire como si fuera un papelito luego de chocar contra el vasco Olarticoechea.
Finalmente cerramos el grupo jugando contra Rumania y miren que mal que estábamos que el gol lo hizo Monzón (un animalito de Dios).

Así llegamos al meollo de la historia: en octavos de final nos enfrentamos contra el temible Brasil.
Tuvimos tanto pero tanto culo esa tarde, que me resulta imposible expresarlo con palabras. El arco del Goyco no paraba de sonar PING! PANG! PING! PANG!. Este encuentro fue la comprobación de aquélla máxima futbolera que sostiene que los goles que se erran en el arco del rival se pagan en el propio
Lo mejor es ver el video (no se pierdan el relato brasileño).


Pero en un momento del partido se escribió una de las páginas mas infames de la historia del fútbol nacional.
Habiendo ingresado los asistentes para atender a Maradora, que yacía en el suelo luego de la trigésima patada en la mandíbula que recibía en el torneo, los jugadores argentinos se aproximaron al utilero Galíndez y se sirvieron agua de los bidones que este llevaba.
Cerca de allí paso Branco quien ingenuamente pidió si le convidaban un poquito de agua a lo que Galindez accedió de muy buena gana, pero en vez de darle de alguno de los recipientes utilizados por sus connacionales, le dio una botellita que tenía apartada en un costado y que estaba marcada con la leyenda “ésta es para vos” y que contenía agua enriquecida con extracto de marimba y un honguito loco que había conseguido el Checho Batista.

"Toma Branquiñio, riquiña la agüiña aryentina"
El juego se reanudó y nada raro parecía estar pasando, hasta que minutos después el defensor brazuca comenzó a bailar zamba en calzones en medio del circulo central.
Cuando el técnico brasileño se dio cuenta que Branco estaba mas pasado que el Pity Alvarez, no le quedó otra que sacarlo del partido.
Años después Bilardo, Maradona y otros jugadores reconocieron públicamente éste episodio.

Pero el tiempo pasa y la senda marcada por Carlos Salvador Bidón encontró caminantes en la segunda división del fútbol peruano, puntualmente en el partido que enfrentó a Los Hijos de Acosvinchos contra Sport Ancash.
A los 20 minutos del segundo tiempo el defensor Andy Salinas se cayó sin causa aparente, minutos después Luis Coello y Martín Reátegui hicieron lo propio. Según botoneó luego a la prensa en jugador Juan Luna, éste también sintió mareos tras tomar el agua que le dio el utilero del Ancash quien pasó a ser el principal sospechoso de haberles dado agua adulterada.


No quiero ni imaginarme la clase de honguitos que crecen en la selva peruana y que habrían utilizado para preparar el brebaje (si siguieron la receta de Bilardo), aunque estos permitirían explicar fenómenos peruanos tales como La Tigresa del Oriente.

18 de octubre de 2010

EL RULEMAN ES UN AMANTE PELIGROSO.

“el hombre solitario es una bestia o un dios”
Aristoteles.

La frase del gran filósofo griego esta incompleta (*). Se quedó corto, tal vez porque nunca imagino que el ser humano, en el pináculo de su evolución (aunque eso está por verse), pudiera cometer tonterías tan grandes como la reflejada en la historia que publicó el diario La Capital y tiene como protagonista a Don Antonio, cuyo apellido no trascendió por lógicas razones. El hombre moderno y solitario, lejos de la debatirse en la dicotomía de ser una bestia o un dios, plantea una tercera posibilidad: “el hombre solitario puede ser un idiota”. Ello básicamente porque no hay nadie cerca que lo frene o lo cohiba.

Podríamos armar un gran debate, indagando en las esferas más profundas del comportamiento humano y de como éste se ve influenciado por los valores culturales, la ética, la genética etc. pero al fin de cuentas, de una u otra manera, llegaríamos a una muy sencilla conclusión: Don Antonio es un viejo verde y jeropa.
El personaje en cuestión, con sus 72 años a cuestas, era un hombre solitario y en el abrigo de su soledad cometió el error de su vida. Así fue como el pasado 13 de octubre, luego de ponerse cachondo mirando un catálogo de “Easy” o tal vez luego de mirar “Yo, robot”, no tuvo mejor idea que empernarse un rulemán (nunca mejor utilizado el término “empernar”), sin tomar en consideración la posibilidad de que su miembro viril quedara atascado en el improvisado instrumento amatorio, situación que lo llevo al borde de la muerte o lo que es peor, la castración.

Hay para todos los gustos.

Sería fácil ponernos en severos aristarcos de Don Antonio, pero lo cierto es que éste actuó bajo el amparo del art. 19 de la Constitución Nacional, el cual reza “Las acciones privadas de los hombres que de ningún modo ofendan al orden y a la moral pública, ni perjudiquen a un tercero, están sólo reservadas a Dios, y exentas de la autoridad de los magistrados. Ningún habitante de la Nación será obligado a hacer lo que no manda la ley, ni privado de lo que ella no prohíbe”.
Entonces seamos justos en señalar que no hay ninguna norma legal que prohíba fifarse un rulemán, más allá de las objeciones morales y anatómicas que podríamos encontrar.

Así funciona un ruleman (usen la imaginación che!!!)

Por su parte, las guardias de los hospitales están plagadas de anécdotas de personas que se presentan con los mas diversos objetos atascados de alguna de sus cavidades (a buen entendedor pocas palabras), particularmente artículos con forma redondeada. Por supuesto que en esos casos siempre ponen la misma excusa: “me caí”.
Don Antonio por su parte, no podía usar ese argumento, de hecho no había nada que pudiera decir en su defensa, más allá de reconocer que es un degenerado y rogar porque los médicos pudieran remover el rulemán que tenazmente resistía aferrado a su hombría (operación quirúrgica de inminente aparición en You Tube).
Lamentablemente para el Casanova mecánico, la medicina no encontraba solución a su intríngulis, por lo que luego de diversos intentos por aflojar la pieza en cuestión mediante los protocolos establecidos para éste tipo de situaciones (WD-40, un poco de grasa, unas gotitas de Coca Cola), plantearon como última ratio, la amputación lisa y llana del órgano viril.
El dolor que el último parte médico provocó en Don Antonio supero con creces los sufrimientos propios de su situación, por lo que los galenos (que a ésta altura hacían enormes esfuerzos por contener las carcajadas) sugirieron una última y desesperada maniobra. Cuando la medicina fracasa, en hora de llamar a los bomberos.

Fue en definitiva un noble agente del Cuartel de Bomberos de la Policía Mendocina el cual, mediante la utilización de un mini torno, fue cortando al rulemán despacito, muuuuuy despacito, cuidando de no patinar y que resulte peor el remedio que la enfermedad, porque en definitiva no es lo mismo que un cirujano te ampute con un bisturí a que lo haga el cabo Cañete con un torno.
Finalmente Don Antonio logró librarse, salvar su “amiguito” y aprender una valiosa lección: los rulemanes son amantes despechados.

Gracias.
-"Doctor, no va a creer lo que me paso..."-

(*) humildemente.

14 de octubre de 2010

DOS "VAMPIROS" TERMINARON PRESOS LUEGO DE APUÑALAR A SU VICTIMA.

Resultaría una tarea muy difícil (y no tengo ganas) hacer un detalle pormenorizado de lo que es un “vampiro” para las distintas culturas y en los distintos tiempos históricos. Vamos a quedarnos simplemente con aquélla imagen mas o menos conocida por todos, de un ser inmortal, que subsiste a base de chupar sangre de otros seres vivos (y si... no va a chupar rocas), que no le gusta el ajo y al cual podes reventar clavándole una estaca en el corazón. Ademas también es mundialmente aceptado que la jefa de los vampiros es Marge.

A pesar de mantener una dieta a base de sangre, hay que reconocer que las vampiresas se mantienen bastante bien.

Por su parte industria de Hollywood, cada vez mas repetitiva, opaca y absurda, siempre echo mano a los vampiros para llenar las salas y juntar plata con pala, aprovechándose de las pocas exigencias del público mayoritariamente adolescente.
En realidad ese no sería el problema, sino que este radica en que, en la mayoría de los casos, son películas y series de t.v. de pésima factura, con pésimos guiones, pésimas actuaciones y pésimos efectos especiales, rozando lo ridículo. Pero por sobre todas las cosas siempre me resultaron un bodrio total.
La original.

Haciendo un recuento de las películas y series de vampiros que conozco (mas allá de las cientos de producciones que se realizaron desde el nacimiento mismo del cine, como por ejemplo aquélla vieja película con Bela Lugosi) me viene a la mente en primer lugar la película de “Buffy la cazavampiros” con las actuaciones de Donald Sutherland, experimentado actor de dilatada trayectoria destacado en películas como “Doce del Patíbulo”, “JFK”, “Space Cowboys”, “El Arte de la Guerra”, “Final Fantasy”, “Cold Mountanin”, “Orgullo y Prejuicio”; y también Luke Perry estrella adolescente (hace veinte años atrás) que brilló en “Beverly Hills 90210”, en el especial de regreso de Krusty el payaso (*) y pará de contar. A esa película llegaría tiempo después una serie con mismo nombre e idéntico nivel (malo).
Recuerdo también haber mantenido acaloradas discusiones con amigas por la película “Entrevista con un vampiro” a la cual ellas juzgaban como “re cool” y para mí era una de las peores películas que vi en mi vida (el tiempo finalmente me dio la razón).
El famoso drácula del peinado invertido.

Mas modernamente “Crepúsculo” ha generado 1,76 billones de dólares en todo el mundo pese a ser una pedorra saga, con pedorro libro, pedorra dirección, pedorros efectos especiales y recontrapedorrísimos actores. También tenemos a “True Blood” por HBO.
En fin... evidentemente a la gente le gustan los vampiros (**).
Tanto incluso, como para creerse que son uno de ellos, como le ocurrió a la pareja protagonista de la historia de hoy y que fue reflejado por varios medios a nivel mundial (porque ya dijimos que a la gente le gustan las historias de vampiros, por favor no me hagan repetir todo, preste atención caramba).
Esta historia (les repito el link acá, por si se les escapó el anterior) comenzó cuando la parejita compuesta por Aaron Homer (¡también con ese nombre! ¿que querés?) y Amanda Williamson conocieron en Phoenix, EE. UU. a un paisano de 25 años llamado Robert Maley.
Luego de entrar en confianza y charlar un rato de bueyes perdidos (el clima, el fútbol, Bailando por un sueño, etc.), Aaron fue directo al grano y le dijo -“Mira Robert la cosa es así: te queremos chupar”-, a lo que este pegó un gritito a lo Oggy Junco y respondió -"¡Ay me amor! Yo también!!!”- mientras se arrodillaba y le comenzaba a bajar la bragueta a Aaron.
-“No no pará, pará entendiste mal, mi novia y yo lo que queremos es chuparte la sangre”- se apuró en aclarar Aaron.
-“Ah, si claro, je je”- respondió Robert mientras se reincorporaba entre avergonzado y decepcionado al tiempo que se limpiaba la tierrita de las rodillas.
-“Lo que pasa es que nosotros somos mampiros”- trató de tranquilizarlo Amanda (que además hablaba para la mierda) -“y ya estamos cansados de chupar morcillas, queremos sangre fresca, dejanos chuparte un poquito de sangre nomás, estamos dispuestos a pagarte”-.

¡Cuidado! Consumir sangre humana puede dejarte con tremenda cara de boludo.
Como andaba corto de guita y debido a que sentía curiosidad porque nunca había visto a un vampiro el confiado Robert, un ratito cada uno y por una módica suma, permitió a los depredadores chupasangre sacarse las ganas.
Pero según parece la parejita se entusiasmó (aparentemente Robert consumía mucho azúcar) y no querían largar el cogote del dador y cuando éste intentó zafarse le clavaron un puñal. A pesar de estar medio desangrado y herido de una puñalada, el pobre Robert logró escapar de los sedientos personajes y alertar a las autoridades policiales que, momentos después, detuvieron a la pareja en cuestión toda bañada en sangre (bastante idiotas por ser vampiros). Incluso reconocieron ante los oficiales, muy sueltos ellos, que eran vampiros y que practicaban rituales satánicos.

No obstante estar detenidos, no creo que los vampiros en cuestión se preocupen demasiado por las penas que les puedan llegar a aplicar si, al fin y al cabo, son inmortales, al menos que los condenen a “estacazo letal”.
Así que ya están prevenidos. Si algún día se les presenta un vampiro haciéndoles una propuesta indecente, salgan corriendo. A los vampiros les das la mano y te agarran el cuello.
Gracias.

¡SEEEE! ¡CORTALE LA CABEZA DE UNA PUTA VEZ!


(*) Por esas cosas inexplicables que tienen los doblajes al castellano, en ese capítulo de Los Simpsons el personaje interpretado por Luke Perry en realidad aparece como Robert Redfort. Si... ya se... es ridículo, pero así lo hicieron.
(**) Ya se que hay muchas mas películas y series que quedaron sin mencionar, pero nombrarlas a todas me resulta extremadamente aburrido.

11 de octubre de 2010

LO QUE LA GOTITA PEGA...

Una mujer de Arizona es la prueba viviente de que los yanquis están cada día más tarados.
Según informa la cadena Fox (…es…ta…mos…vien…do…Fox…) se trata de Irmgard Holm, una mujer de edad avanzada que el año pasado fue sometida a una operación de cataratas y en consecuencia debía aplicarse regularmente unas gotas para los ojos.


Pero la distraída septuagenaria confundió su medicina con un pomito de “La Gotita” y aplicó el adhesivo instantáneo es uno de sus ojos. Casi inmediatamente advirtió su grosero error por lo que debió salir corriendo para la salita del barrio a fin de ser asistida de urgencia.
Ahora bien, luego de salvar milagrosamente la visión del ojo afectado, la arizonense en cuestión encabeza una campaña para que las autoridades exijan que los fabricantes de ambos productos diferencien claramente a cada uno de ellos, puesto que justificó su torpeza con la excusa de que los mismos “eran idénticos” (SIC.). En declaraciones a la cadena Fox (no hay necesidad de aplausos) la protagonista de la historia adujo “no soy joven, pero tampoco soy boluda” (*)
Lamentablemente éste es un mundo cruel y nunca falta algún insensible que, a costa de la desgracia ajena, se burla desalmadamente, tal como podemos ver en el siguiente video:


Así las cosas y para evitar que en el futuro se repitan angustiantes episodios como el narrado, las autoridades norteamericanas están evaluando exigir a los fabricantes de pegamentos y afines, que doten a sus frascos y pomos con tecnología “A.P.B.” (**).
Esperemos que no vuelvan a repetirse hechos lamentables como éste.
Gracias.

(*) Las opiniones vertidas en ésta nota corren por exclusiva cuenta de quienes las profirieron y en modo alguno refleja el criterio del editor de éste blog el cual considera de Irmgard Holm es una tremenda boluda.

(**) “A Prueba de Boludos”